en Sin categoría

Para todas las solicitudes de nacionalidad española por residencia y también por descendencia sefardí, los solicitantes deberán superar dos examenes. En primer lugar, el examen DELE del idioma castellano y, además el test sobre Conocimientos Constitucionales y Socioculturales de España (CCSE).

Por lo tanto, los ciudadanos de países castellano parlantes tendrán que acreditar el nivel A2 o superior que otorga el representante Instituto Cervantes superando el examen DELE, según indica el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Todos los solicitantes deberán superar el CCSE, que valorará el entendimiento de las normas y cultura española y será exigible siempre.

En conclusión, será indispensable, que al momento de comenzar a tramitar la nacionalidad, se hayan superado los examenes DELE y CCSE.

Distribución del examen DELE A2:

  • Grupo 1 (Destrezas de lecto-escritura): Comprensión de lectura (60 minutos) y expresión e interacción escritas (50 minutos).
  • Grupo 2 (Destrezas orales): Comprensión auditiva (35 minutos) y expresión e interacción orales (15 minutos). Se requiere la calificación de “apto” en cada uno de los grupos de pruebas en la misma convocatoria de examen.
  • La puntuación máxima que se puede conseguir en el examen es de 100 puntos. Y, es necesario obtener 30 puntos en cada grupo para alcanzar la calificación global de “apto”.

Los diplomas de español DELE son títulos oficiales acreditativos del grado de competencia y dominio del idioma español. Dichos diplomas los otorga el Instituto Cervantes en nombre del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte de España.

El Instituto Cervantes tiene encomendada la dirección académica, administrativa y económica de los diplomas DELE.

Los exámenes DELE están diseñados siguiendo las directrices del Marco común europeo de referencia (MCER). Y, además el Manual para relacionar exámenes al MCER, ambas obras del Consejo de Europa.

Enlaces de interés: 

Introduzca su búsqueda y pulse Enter